Weird gaucho: la Trilogía del Cuchillo

José María Marcos y Mariano Buscaglia. 16 de marzo de 2016.
Hace unos días tuve el placer de conocer personalmente a Mariano Buscaglia, autor de la genial Trilogía del Cuchillo compuesta por las novelas El retobao, Homo pampeanus y Pampa perra (editadas por Fan), donde la gauchesca y lo sobrenatural conviven a sus anchas en la pampa argentina. En un tríptico recomendadísimo, primero los lectores somos testigos de las aventuras y desventuras del gaucho Juan María —que lucha por sobrevivir a las injusticias—; segundo, acompañamos a un periodista argentino criado en Inglaterra, quien se une al equipo de Florentino Ameghino en la búsqueda del eslabón perdido entre el hombre y el mono (que se escondería en estos pagos); y tercero, presenciamos los avatares de un veterano de la Guerra contra el Paraguay, que viaja miles de kilómetros para prestar servicio en un ruinoso fortín. Con modismos propios del ambiente rural y una prosa que nos traslada a un brumoso siglo diecinueve, tenemos la oportunidad de conocer pulperías, camposantos, tumbas profanadas, tiroteos, noches espectrales y horrísonas, maleficios, un enano que anda de aquí para allá bajo un caparazón, cadáveres que caen desde los árboles, pactos con el malo, un viejo médico brujo, el entierro del angelito, jueces que se aprovechan del gauchaje, peleas a cuchillo y poncho, seres deformes o maltrechos, asesinos, la manifestación de leyendas rurales y más, mucho más. En estas historias (que pueden leerse por separado) se nota un profundo conocimiento de la literatura gauchesca, además de una pasión especial por este universo de tierra adentro. El año pasado leí un destacado artículo de Mariano, titulado “Weird gaucho: mojones para un subgénero”, que escribió para al gran Libro de Oro de Cinefanía: Weird Western, editado por Darío Lavia. De Mariano también se pueden conseguir Las ciénagas del diablo (Fan) y Trasnoche vudú (Interzona), ambas integrantes de colecciones pulps. Y como si fuera poco, es el creador del sello Ediciones Ignotas que se dedica a exhumar textos olvidados. El año pasado, por ejemplo, editó tres nouvelles fantásticas argentinas del período 1880-1920, escritas por Raúl Waleis, Enrique Rivarola y Pedro Angelici. Es un groso este paisano. Vale la pena rastrearlo pa’ disfrutar de sus cuentos con la felicidad de un perro tumbao al sol.